Cuarentena:

Cuarentena:

OPORTUNIDAD PARA FORTALECER LOS LAZOS FAMILIARES

De un momento a otro la vida nos cambió, ya no está funcionando las instalaciones de la institución, ya no vemos llegar al personal, ni a los niños (as) que llenaban de alegría los espacios, es una situación que nos tomó por sorpresa y ninguno estábamos preparados para asumir los cambios que conllevaría esta nueva realidad.

Ante la amenaza provocada por el covid-19 todos estamos sufriendo muchos cambios y de forma muy repentina. En pocos días hemos tenido que enfrentarnos a una situación completamente nueva y adoptar una serie de medidas extraordinarias que han dado un giro muy grande a nuestra vida diaria.

Debido a la estrecha relación entre los miembros de la familia, la conducta de cualquier miembro afecta directamente al resto de ellos, y al compartir más tiempo juntos, aumentan las probabilidades de que aparezcan disputas, conflictos, discusiones y malentendidos.


Las dificultades de convivencia más habituales, que se pueden presentar:

  • Percepción de pérdida de libertad personal que puede genera sensación de ahogo y angustia que hace que nuestro comportamiento sea más irritable y generar conflictos con más facilidad.
  • Problemas relacionales,ante diferentes opiniones, creencias o malentendidos.
  • Resentimiento por el manejo deficiente de situaciones.
  • Problemas de comunicación que terminan en discusiones y enfados.
  • Sensación de invasión personal y de espacio.
  • Dificultades en ocupar el tiempo libre y volcar la angustia en el otro.

Ahora, si esto pasa con los adultos, Imaginan la posición de tu hijo en estos momentos…

Si en la familia hay niños pequeños, el confinamiento es impuesto para ellos sin entender muy bien el motivo real y lo viven como algo anormal al no tener la posibilidad de salir a la calle, correr, jugar y saltar, manifestando su malestar a través de la conducta. Es probable que muestren su frustración a través de:

  • Desobediencia.
  • Ansiedad.
  • Dificultad para llevar a cabo tareas habituales.
  • Rabietas, etc.

Es frecuente que los padres también presenten dificultades para el manejo de estas situaciones creadas por los hijos al no estar acostumbrados a pasar tanto tiempo con ellos. Se pueden desbordar y perder el control, por lo que los expertos recomiendan autorregularse, buscar su tiempo y espacio, buscar apoyo profesional (actualmente en formato online) y tomar conciencia que, al estar más tranquilos, podrán brindar mejor manejo a las situaciones de conflicto.

El jardín Aprender recomienda los siguientes consejos para contribuir a la convivencia familiar:

  • Estar informados de la situación, sólo de fuentes fiables. Evitar ver noticias todo el día, elegir un momento del día para ello.
  • Crear rutinas para toda la familia ayudara a una mejor estructuración tanto externa, como interna. 
  • Establecer un calendario con horarios predeterminados para organizar y hacer con más facilidad las tareas que tenemos programadas. 
  • Prever y llevar a cabo a diario actividades de diferente índole:

Cuidados físicos: ejercicios, bailes, yoga, etc.

Cuidado emocional: practicar la conciencia plena con ejercicios de Mindfulness, meditación, etc. Buscar ayuda profesional si encuentras dificultades emocionales. 

Cuidado personal: potenciar nuestro cuidado corporal, mimarnos y atendernos. Empezar o continuar con algún hobby como cocinar, pintar mándalas, hacer puzles, etc.

Educativas: cumplir con nuestras obligaciones, si las tenemos, o dedicar tiempo a las cosas que nos gustaría aprender.

  • Procurar que los niños (as) continúen con su aprendizaje:  el jardín Aprender ofrece clases virtuales con metodologías innovadores adaptadas a las edades de los niños (as).
  • Dividir el día incorporando tareas y turnos o horarios concretos para llevar a cabo las obligaciones y así no recargarnos con los demás.
  • Crear rincones en la casa para las diferentes actividades, esto nos ayuda a no caer en el malestar de estar siempre en el mismo lugar. Se pueden diferenciar también espacios individuales y espacios comunes.
  • Buscar momentos del día para el disfrute personal.
  • Procurar llevar una comunicación saludable:
  • Buscar momentos concretos del día para hablar y aportar todos los miembros de la familia
  • Procurar respetar los turnos de palabra
  • Tener en cuenta las opiniones de todos
  • Tomar decisiones consensuadas, etc.
  • Comer sano, ya que nos ayudará a estar de mejor humor y más activos.
  • Aprovechar y disfrutar el tiempo en familia y hacer las comidas y cenas juntos, por ejemplo.
  • Seguir el contacto con personas externas (familiares, amigos, compañeros de trabajo) de forma virtual.
  • Mantener el sentido de humor, es clave para mantener una actitud positiva.
  • Descansar bien.

¡VISITANOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES!

Facebook: https://www.facebook.com/aprender.acim

Instagram:  https://www.instagram.com/aprenderacim/

Deja un comentario

Abrir chat
Hola, en que te podemos ayudar?
Powered by